Protegete y disfruta del sol

05
Nov

Protegete y disfruta del sol

  • Publicado por: - WeekOn
  • Comentarios desactivados en Protegete y disfruta del sol

La exposición al sol puede resultar agradable, pero el exceso de sol puede ser peligroso. La sobreexposición a la radiación ultravioleta puede causar quemaduras dolorosas.

Además, puede producir efectos secundarios más graves, entre ellos cáncer de piel, envejecimiento prematuro de la piel y otros trastornos cutáneos; cataratas y otros daños a la vista, e inhibición del sistema inmunitario. Los niños son especialmente vulnerables, ya que la mayoría de la sobreexposición de una persona ocurre antes de los 18 años de edad.

Siguiendo algunos pasos sencillos, podrá disfrutar del sol y al mismo tiempo protegerse de la sobreexposición. Aparte de permanecer a la sombra, no existe una medida única que proporcione protección completa contra la sobreexposición a la radiación ultravioleta, por lo que es importante que siga estas medidas de protección siempre que le sea posible.

Los rayos ultravioleta del sol son más fuertes entre las 10 de la mañana y las 4 de la tarde. Limite dentro de lo posible la exposición al sol durante esas horas.

Una de las mejores maneras de protegerse contra el sol es permanecer a la sombra. Recuerde la regla de la sombra: “Observe su sombra. Si no ve sombra, póngase a la sombra”.

Un filtro solar con un factor de protección solar (SPF, por sus siglas en ingles) de al menos 15 bloquea la mayor parte de la radiación ultravioleta. Aplique abundante crema con filtro solar sobre la piel expuesta y repita la aplicación cada 2 horas cuando esté trabajando o jugando al aire libre. El filtro solar, aunque sea a prueba de agua, puede desprenderse de la piel al secar el sudor o el agua con una toalla.

Un sombrero de ala ancha o un gorro ofrece buena protección contra el sol para los ojos, las orejas, la cara y la parte posterior del cuello. Estas zonas son especialmente propensas a la sobreexposición al sol.

Usar ropa holgada de tela tupida para cubrir el cuerpo y las extremidades es una buena manera de proteger la piel de los rayos ultravioleta del sol.

Los anteojos de sol con una protección UVA y UVB de 99 a 100 por ciento reducen en gran medida la exposición de los ojos al sol, que puede provocar cataratas y otros daños a la vista. Revise la etiqueta al comprar anteojos de sol.

Aunque muchos de los efectos de la exposición al sol no se manifiestan hasta la edad adulta, los estudios médicos recientes muestran que es muy importante proteger a los niños y adolescentes de la sobreexposición a la radiación ultravioleta. Debido a que los niños tienden a estar más tiempo al sol que los adultos, es importante tener cuidado de mantenerlos protegidos de la sobreexposición al sol y consultar con un médico acerca de la protección que se debe dar a los bebés de menos de 6 meses de edad.

WeekOn

'
All copyrights reserved @ 2016 - Design & Development by Quilsoft